El pasado, presente y futuro de Microblau visto por sus trabajadores #Microblau20años

Usted está aquí

El pasado, presente y futuro de Microblau visto por sus trabajadores #Microblau20años

Con motivo del 20º aniversario que celebramos este año, y tras un primer capítulo sobre los inicios de la empresa escrito por Jaume Mercader, CEO de Microblau, hemos pedido a nuestros compañeros que nos cuenten su experiencia, anécdotas, dificultades y deseos de futuro. Una pequeña muestra de lo que es Microblau, desde dentro. Muchas gracias a todos por participar.

Ivan Figueras - Director de servicios gestionados

Empecé a trabajar en Microblau hace 15 años y me siento orgulloso de celebrar los 20. Más teniendo en cuenta que, por detrás de Jaume, soy el trabajador más antiguo de la empresa. Es increíble mirar hacia atrás y ver que, de 5 trabajadores, hemos pasado a ser 30.

Lo que somos ahora es muy diferente de cómo éramos antes. Microblau era una pequeña empresa familiar en la cual incluso las reuniones las hacíamos al bar de al lado. A lo mejor en ese momento nos faltaba un punto de profesionalidad y experiencia pero lo hemos ido adquiriendo entre todos los que hemos pasado por la empresa, a la vez que hemos contribuido a hacer crecer el negocio. Pero hemos conservado el espíritu de los inicios, el trabajo en equipo y la transversalidad, un buen ejemplo de ello es que no tenemos barreras entre departamentos.

Desde un inicio hemos tenido claro que la gente que entrase a trabajar en Microblau tenía que tener dos cualidades: ser un buen técnico y ser buena persona. La gente que no tiene estos valores no encaja en la compañía. La clave para tener un buen ambiente de trabajo es fomentar la relación con todos los empleados. Por eso organizamos cenas tanto con trabajadores actuales como extrabajadores, hacemos barbacoas, nos vamos de fin de semana…

Pero, naturalmente, ya se sabe que no siempre es todo tan bonito. En estos años también hemos tenido momentos difíciles. Todo negocio pasa por dificultades, pero superar los obstáculos nos ha hecho coger solidez como grupo y tener una buena base.

A lo largo de estos años, prácticamente todas las llamadas que he recibido han sido para informarme de problemas. Ante esto, la clave ha sido mantener la calma. El mercado exige un nivel de profesionalidad muy grande y cuando tienes responsabilidades es importante no ponerte nervioso. Tengo que decir, además, que dispongo de un grupo de trabajadores muy bueno y esto facilita las cosas, ya que puedo delegar funciones.

Y por mi parte, también me gusta ser el más veterano, ya que significa que todos vienen a pedirme cosas y esto me hace sentir muy satisfecho, me llena.

Ante toda esta satisfacción, toca pensar: ¿Y ahora qué? ¿Qué nos falta? Pues mirar hacia el futuro. Tenemos que seguir creciendo y evolucionando. La tecnología nos obliga a ir cambiando y nos tenemos que ir adaptando para poder avanzar pero sin perder el espíritu de confianza y proximidad que nos ha caracterizado siempre. No por ganar más dinero eres más feliz, el reto es seguir creciendo sin perder los valores que nos han llevado a ser lo que somos.

 

Sergi Pinto - Departamento de infraestructura y preventa

Empecé a trabajar en Microblau hace 14 años con el objetivo de activar los servicios de internet. Era un nuevo proyecto, y aunque al inicio fue complicado, estaba motivado ya que era un reto muy interesante.

Soy el tercer trabajador más antiguo de la empresa, por detrás de Jaume e Ivan. Cuando empecé éramos muy pocos y el trato era como el de un grupo de amigos. Recuerdo aquella época con mucho cariño, parecíamos un grupo de colegas que íbamos a trabajar juntos.

Antes de entrar en la compañía ya había trabajado con Microblau. La empresa no ofrecía servicios como el correo electrónico o páginas web y lo subcontrataban donde yo trabajaba. Llegó un punto en el cual el volumen de clientes era tan grande que decidieron ofrecerlo con servicios propios. Con esta nueva decisión empresarial entré en Microblau.

En pocos meses, pues, Microblau ya hizo de estos servicios sus pilares, aunque hoy ya no son lo más esencial. El cloud computing ha hecho derivar el negocio hacia otros caminos y Microblau se ha ido adaptando a lo que pedía el mercado. La empresa ha evolucionado mucho, sobre todo nos hemos profesionalizado. Hacemos muchas formaciones para poder ofrecer el mejor servicio a nuestros clientes.

Como momentos destacados vividos en la empresa, me gustaría destacar dos, el más difícil y uno de los más divertidos. El primer caso fue un problema con un cliente de virtualización. Estaba yo solo en el departamento y había mucha presión. Vimos la necesidad de dividir responsabilidades y, por eso, decidimos contratar más personas. Este hecho tuvo su repercusión, ya que ahora en el departamento ya somos cuatro.

La anécdota divertida fue durante unas jornadas que hacíamos en una casa rural. Estábamos Microblau en una sala y otra empresa en la otra. Era gracioso de ver porque ellos eran los serios y nosotros todo lo contrario. Demostramos que se podía ser buen profesional y disfrutar del trabajo.

En definitiva, valoro muy positivamente todos estos años en la empresa. Hay muy buena relación entre departamentos y el cliente sale beneficiado. Siempre nos ayudamos entre nosotros y esto el cliente lo percibe. Si miro hacia el futuro, veo un panorama muy interesante y lo contemplo con mucha ilusión. Estamos en un momento de cambios que darán un valor añadido al trabajo que hace Microblau.

 

Esther Salmerón - Departamento comercial

Empecé a trabajar en Microblau en enero del 2009. Recuerdo estos años como una experiencia muy positiva tanto en el ámbito personal como profesional. Yo venía de una empresa totalmente diferente, dedicada a las artes gráficas, y aquí he conocido un sector que desconocía. El hecho de estar en una empresa como Microblau te ayuda a avanzar al mismo tiempo que lo hace la tecnología. Aquí me siento informada de las últimas novedades del sector y las sesiones de formación que se van haciendo en la empresa ayudan a aprender cosas nuevas.

Aquí he aprendido que la tecnología es una herramienta que todo el mundo necesita y, por tanto, permite llegar a mucha gente, es algo que se adapta a las personas y las empresas y tienes la oportunidad de estar al lado de la gente.

Cuando empecé me encargaba de las tareas administrativas, la contabilidad de los proveedores, hacer las compras y ayudar al departamento comercial. Cuando volví de la baja de maternidad me dieron más responsabilidades dentro del departamento comercial. Hoy en día me encargo de ayudar a los comerciales y hacer propuestas de servicios.

Para mi, la anécdota es que cuando empecé éramos solo dos chicas, y más tarde, durante mucho tiempo, pasé a ser la única chica en la empresa. En esa época me trataban muy bien (ahora también, ¡eh!). Hoy ya somos cinco chicas trabajando en Microblau. Una de las anécdotas fue cuando me quedé embarazada y dejaba el biberón en la nevera. ¡Hicimos muchas bromas con eso!

Haciendo una valoración de lo que ha sido y de lo que es Microblau, diría que es diferente de muchas otras empresas, no solo en la prestación de servicios sino para las personas que trabajan allí. Hay muy buen ambiente laboral y los compañeros son excepcionales. La proximidad es otro rasgo diferencial de la compañía. Cuando un cliente tiene un problema puede llamar directamente a Jaume y siempre hay disponibilidad para atender las demandas, sea la hora que sea.

Reconozco que soy una persona muy optimista y positiva, pero creo realmente que Microblau a lo largo de los años se ha ido adaptando a las personas y las personas a Microblau i que esta capacidad de adaptación nos ayudará a llegar lejos.

 

Josep Reverter - Departamento comercial

Entré en la empresa en febrero de 2013 pero ya conocía Microblau de antes. Jaume y yo habíamos trabajado juntos en SUMI Informática y siempre hemos sido amigos. Cuando dejamos la empresa, los dos decidimos montar nuestros respectivos negocios, en mi caso orientado al CAD (diseño asistido por ordenador, 2D y 3D). Mientras el negocio de Jaume iba creciendo y superando todas las crisis del mercado, el mío no funcionó. Ya en aquel momento tengo anécdotas con Jaume, recuerdo uno de los viajes cuando éramos colaboradores con nuestras respectivas empresas. Fuimos cinco personas a Logroño con su Golf. Una vez hicimos la reunión nos paramos a comer y de vuelta no nos podíamos aguantar de dolor de estómago

Pero como decía, tras haber tenido que liquidar mi negocio y trabajar unos cuantos años para terceros dentro del sector del CAD y el diseño industrial, al final acabé en el paro. En aquel momento, cuando lo veía todo muy difícil, Jaume me llamó para ofrecerme trabajo. Nunca podré estarle suficientemente agradecido porque aunque no sabía ni qué tareas llevaría a cabo, no dudó en contratarme.

Durante todos estos años trabajando con él, me he dado cuenta que Jaume es igual que hace 20 años; sigue siendo un revolucionario y ha conseguido animarme con el proyecto. Por otro lado, Alex Net es quien compensa lo que le falta a Jaume, ya que él tiene iniciativa pero necesita alguien que le ayude a continuar. Alex es más metódico y le gusta la planificación. Donde Jaume ve negocio, Alex define la estrategia. Le da el apoyo necesario para que una empresa pueda funcionar.

Por lo que respecta a Microblau como organización, a mi personalmente me ha ayudado a crecer mucho durante estos cuatro años y estoy muy contento con el trabajo y con los compañeros, ya que el ambiente es fantástico. El valor empresarial de Microblau son las personas que la componen. Esta es la mejor definición de Microblau, sin duda. De acuerdo, cuando alguien me pregunta a qué me dedico cuento que trabajo en una empresa informática, pero si alguien viniese a Infinitum, vería que no lo parece. La mejor manera de definirlo sería “parque de atracciones tecnológico”.

Si hablamos de mi posición en la empresa, estoy en el departamento de software y llevo la preventa, el control de gestión del CRM y ayudo al resto de compañeros con las tareas que sea necesario. ¿El futuro? No sé qué haremos dentro de dos años pero me siento tranquilo, ya que veo a Jaume capaz de rehacer un negocio y tiene mucha visión a largo plazo.  Durante los últimos años he tenido ofertas de otras compañías pero no todo es el dinero sino que también cuenta el ambiente en el que trabajas. Mientras la empresa lo quiera, yo estaré aquí.

 

David Salgado - Responsable de sistemas

La verdad es que cuando entré, ya hace 12 años, no esperaba pasar aquí tanto tiempo. En aquella época buscaba experiencia y Microblau ha sido donde me he profesionalizado y he aprendido buena parte de lo que llamaría mi oficio.

Como anécdotas, a modo de ejemplo, recuerdo mi primer día en Microblau, donde fui con Jaume a hacer una ruta visitando diferentes clientes para revisar algunas incidencias, y vi el funcionamiento de la empresa. Jaume, a parte de gerente, también hacía de técnico, de comercial, de lo que fuese necesario. Fue una sorpresa, la verdad. No había estado nunca en ningún sitio donde el jefe fuese el primero en arremangarse y ponerse al “lío”.

Evidentemente han pasado muchas más cosas, nos hemos hecho mayores, en los encuentros o barbacoas, han pasado de “juergas” nocturnas a fiestas rodeados de niños, hemos pasado una crisis, han pasado muchos compañeros, otros nos hemos quedado…

Lo que quiero decir con todo esto, es que Microblau es una empresa muy dinámica, que cambia, que está en sintonía con lo que pasa en el mundo informático, y que constantemente está buscando nuevas vías, nuevos caminos. Eso hace que tengas nuevas tareas, nuevo retos y nuevos productos a conocer. Se ha conseguido cambiar progresivamente, y eso ha sido buena parte de su éxito.

Otra cosa que siempre me ha sorprendido, es que aunque por aquí han pasado un importante número de personas, siempre ha habido buen ambiente de trabajo y unos compañeros bien avenidos. Cuando uno tiene un problema, tiene un compañero a quien preguntar, y eso, para mi, es la otra cara del éxito…

El futuro es seguir hacia delante, mejorando, aportando y aprendiendo, para procurar seguir formando parte de esta pequeña gran empresa que es Microblau.


Leave a comment

Filtered HTML

  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.
  • Shortcodes usage

  • Etiquetas HTML permitidas: <a> <em> <strong> <cite> <blockquote> <code> <ul> <ol> <li> <dl> <dt> <dd>
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.

Plain text

  • No se permiten etiquetas HTML.
  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.